El Día Internacional de la Felicidad nos agarra en medio de la crisis global desatada por el coronavirus. La vida nos pone a prueba permanentemente. Es una tragedia, pero también es una oportunidad para aprender sobre nosotros mismos, cambiar, crecer y ser mejores. Comparto unos consejos de cosas que podemos hacer, cada uno desde su lugar, para honrar el día internacional de la felicidad:

Cuidémonos los unos a los otros. Esa es la primera prioridad y en lo que debemos enfocar nuestra mente.

  1. Mantente positivo: Enfócate en lo positivo. ¿Estas encerrado en casa con tu familia? Estas con tu familia, un privilegio que muchas personas en el mundo no tienen. Valora lo bueno de la situación y mantén la calma, por ti y por tu entorno.
  2. Limita y controla la cantidad de horas que tú y tu familia se pasan pegados a las redes. Existe la comida que te hace mal, y otras cosas que consumes que también te hacen mal, como, por ejemplo, lo que ves en redes sociales.
  3. Manéjate con la verdad: Asegúrate que la información que consumes en redes sea de fuentes confiables, como, por ejemplo, la Organización Mundial de la Salud o el ministerio de salud de tu país. No seas irresponsable compartiendo información de dudosa procedencia. Si vas a compartir algo que por lo menos agregue valor, que sume, y que no eche más leña al fuego.
  4. La verdad: Si tus hijos te preguntan sobre el coronavirus y lo que está pasando en el mundo es mejor hablarles con confianza y seguridad pero con la verdad. Las noticias están en todas partes; no se puede tapar el sol con una mano.
  5. ¡Rutinas! Cuando trabajas desde casa, o tienes a la familia estudiando y/o trabajando en casa, las rutinas se vuelven fundamentales para la buena convivencia. Establece rutinas claras y alcanzables, alinea a tu tropa con comunicación clara y directa y asegúrate de que las rutinas se cumplan. 
  6. El coronavirus no es una buena excusa para empezar a discriminar contra alguien. Nada, nunca, es una buena excusa para discriminar contra alguien.
  7. ¿Te sientes agobiado? Hay muchas actividades totalmente gratis que te pueden ayudar a estar mejor. Ejemplos: Alejarte de las redes, leer, hacer gym, asomarte a la ventana y tomar aire fresco, escribir, bailar, escuchar música, pintar, jugar juegos de mesa, meditar. Si sentís que no podes mas, habla con alguien, pedi ayuda. No estamos solos. Estamos todos juntos en estas.
  8. Seguir al pie de la letra los protocolos de salud. No es una sugerencia. Y es por el bien de todos.

Si todos aportamos nuestro granito de arena, podemos. Juntos podemos sobrellevar lo que sea.

Primer capítulo ¡Gratis!
Suscríbete y recibe gratis el primer capítulo de mi libro: Las cosas que hubiese querido saber a los 20 años y que no te enseñan en la Universidad.
    SUSCRIBIRME